Pensamientos tóxicos


Es muy común hablar sobre relaciones, situaciones y personas tóxicas, sin embargo, lo tóxico no es nada de eso sino tus pensamientos y juicios. Entiendo que puede ser difícil verlo así porque es mucho más fácil culpar al otro que atribuirse a sí mismo la responsabilidad de nuestra vida y decisiones; pero considera un detalle: para que algo te intoxique debes comerlo, respirarlo o tocarlo, es decir debe haber una intervención en forma de aceptación de tu parte.

En esta ocasión no entraré a tocar el tema de las relaciones con alguien más, sino te hablaré de la relación que tú tienes contigo mismo y con conceptos como la vida, la salud, el dinero, el trabajo, etc. Un pensamiento tóxico es aquel que al conservarlo te hace daño, así de sencillo, estudios aseguran que fabricamos aproximadamente 60,000 pensamientos al día y en su mayoría son negativos, la pregunta es ¿De qué estás alimentando tu vida? Los pensamientos no surgen de la nada, tú eres quien los fabrica, tú eres quien puede tener el control sobre tu mente, si ahora tienes la sensación de que no lo tienes, entonces tienes trabajo por hacer.

¿Cómo saber qué pensamientos tóxicos invaden tu mente a diario? Es muy sencillo, lo sabemos por los resultados que obtienes a diario, recuerda que tu pensamiento genera una emoción, la emoción una conducta, y la conducta realizada de manera repetida produce hábitos, el hábito a su vez crea tus condiciones de vida, así que haz este pequeño pero revelador ejercicio:

1. Describe tu vida actual, describe brevemente cómo está tu salud, tu energía, tus relaciones, tus finanzas, tu situación laboral y social.

2. Ahora pregúntate ¿Por qué mi vida en estos diversos aspectos es así? Seguramente saldrán decenas de argumentos, todos serán falsos puesto que al preguntarte ¿por qué? las respuestas siempre son "porque-rías", pero no importa eso es precisamente lo que queremos, encontrar los pensamientos tóxicos. También encontrarás ideas que se basan en el argumento de que es alguien más quien tiene la responsabilidad de que tu vida sea como es, eso también es valioso.

3. En las ideas que es claro para ti que la responsabilidad es tuya, sigue preguntándote ¿por qué? hasta que la respuesta sea una creencia: "No bajo de peso porque soy inconstante y desordenada en el ejercicio y la dieta", esto es un pensamiento tóxico porque es una creencia sobre ti que te hace daño.

4. En las ideas que la responsabilidad la atañes a alguien o algo que no seas tú entonces, haz este ejercicio de indagación: redacta la frase que escribiste en primera persona. Por ejemplo: "No tengo el empleo de mis sueños porque nunca me contratan ya que no les gusta mi curriculum" cámbialo por: "No encuentro el empleo de mis sueños porque no me gusta mi curriculum", a lo cual puedes añadir: "No me gusta mi curriculum porque no soy lo suficientemente buena en mi trabajo para merecerme el empleo que quiero." Esto es claramente un pensamiento tóxico que tú mismo crees que de ti, ahora que te das cuenta, cámbialo.

Debes ser muy honesto al hacer este ejercicio, es probable que incluso te duela un poco la cabeza pero es normal, debido a que siempre que indagamos creamos nuevas vías para obtener información, creamos nuevas redes neuronales y hacemos mayor esfuerzo, así que resulta cansado, pero es muy revelador y vale la pena el tiempo que inviertas en ello puesto que no puedes cambiar lo que no conoces.

Date muestras de amor a ti mismo y aliméntate con mejores pensamientos, pensamientos amorosos y alegres sobre ti, es inevitable que resultará en una mejor vida.

Si deseas una consulta de manera presencial o en línea haz click aquí


¿Quieres recibir mis actualizaciones? Suscríbete a la lista de contactos 

Vid 319 Nueva Santa María, Azcapotzalco, Ciudad de México caanly@hotmail.com  |  Tel y Whats app: +5255.4616.9906

  • Canal de YouTube
  • Instagram - Caanly
  • LinkedIn - Caanly
  • Twitter - Caanly

Copyright 2012® Psicología del Espiritu